Ejemplos de materia, cuerpos y sustancias

El Universo está constituido por cuerpos que presentan diversas formas, tamaños y comportamientos. Un lápiz, una persona, una nube y una estrella son algunos ejemplos de cuerpos. Las características comunes de todos ellos es que ocupan un lugar limitado en el espacio y tienen masa.

Todos los cuerpos están constituidos por sustancias que, en su totalidad, integran o forman la materia (materia es todo aquello que ocupa un lugar en el espacio).
Existen muchas clases de sustancias, y ca-da una se diferencia de las demás por sus características físicas y químicas. Por ejemplo, la “sustancia hierro” se distingue porque tiene brillo metálico, es buena conductora del calor, se oxida cuando se deja a la intemperie, es atacada por los ácidos y funde a 1.528 °C.

Las sustancias no están limitadas por su tamaño, como los cuerpos. La “sustancia hierro” está incluida tanto en un clavo como en el chasis de un automóvil. Un cuerpo, además, puede estar formado por distintas sustancias. Por ejemplo, una silla puede ser de hierro, de plástico, de caña, pero también puede estar hecha con una combinación de dos o más tipos de esas o de otras sustancias.

Muchas veces, las sustancias se combinan entre sí para originar otras nuevas, que, generalmente, presentan propiedades muy distintas. El hierro, por ejemplo, cuando se combina con el carbono da lugar al acero, y éste tiene características muy diferentes de las sustancias que le dieron origen.

Imaginen que, caminando por la playa, encuentran un mejillón incrustado en las rocas. Por la forma de las valvas, o la apariencia externa, lo podrían confundir perfectamente con una piedra más. Sin embargo, basta con abrir las valvas para descubrir que la composición interna de los seres vivos es diferente de la de los objetos inanimados. Los científicos tratan de comprender la estructura de la materia, la composición química de los seres vivos y los procesos que tienen lugar a nivel molecular.



Posts Relacionados: